El uso del gel alcohol debe mantenerse en piscinas y playas

    /
    /



    Durante el feriado del 10 de agosto surgió la duda sobre si es seguro para la piel usar gel alcohol en playas y piscinas. Dos dermatólogas aconsejan que no se deje de seguir las medidas de bioseguridad ya conocidas, entre ellas, el distanciamiento social, uso de mascarilla y lavado frecuente de manos. Sin embargo, sí hay que prestarle atención a la salud de la piel.

    “La Academia Española de Dermatología y Venereología aclaró que sí es posible usar gel alcohol en piscinas o mar, puesto que la sustancia desinfectante no va a reaccionar con el sol”, dice Luz María Dressendörfer, dermatóloga y docente de la Facultad de Medicina de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador.

    La médica explica que hay sustancias fototóxicas o fotálergicas que pueden generar reacciones de inflamación epidérmica. Sin embargo, no es el caso del alcohol necesario para sanitizar las manos.

    Dressendörfer recomienda que quienes tienen enfermedades dermatológicas previas, como la dermatitis atópica o la de contacto, no ingresen a las piscinas. El uso obligatorio de alcohol más la exposición al cloro de la piscina causaría una reacción irritativa y se potenciaría la enfermedad cutánea. El contacto con el agua de mar y con la arena es seguro.

    La acción del alcohol

    La alta frecuencia del lavado de manos con jabón y uso de alcohol le ha pasado la factura a la piel. Estas sustancias destruyen la capa lipídica, es decir, la grasa que protege la piel. La resequedad, las fisuras y la irritación son algunas consecuencias.

    Para evitarlo, la dermatóloga Anahí Pontón recomienda usar una crema de manos sin fragancia después de lavarse las manos y 20 segundos después de ponerse alcohol (o cuando este se haya secado). Si la piel ya presenta irritaciones o fisuras, se debe consultar con un especialista.

    Dressendörfer considera que el lavado de manos con un jabón suave es menos dañino que el uso de alcohol, por ello, y porque es más efectivo contra el nuevo coronavirus, hay que preferir esta práctica siempre que sea posible.

    ¿Qué le pasa a la piel después del confinamiento? 

    El encierro y la falta de exposición al sol provocaron que la piel se vuelva más delgada, de acuerdo con Pontón. Por lo tanto, ahora la piel es más sensible al sol. Por ello, es necesario usar crema solar de factor alto cada dos horas y no exponerse al sol entre 11:00 y 14:00.

    El estrés provocado durante la pandemia también impacta en la salud de la piel. “Esto genera radicales libres, los cuales oxidan la piel y el cuerpo, se vuelven más vulnerables”, dice Pontón. “Debemos tener más cuidado y buena higiene”, añade.

    Leave a Comment

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    This div height required for enabling the sticky sidebar